Mujeres a los 40, es posible incorporase a un empleo

177

Las mujeres en este rango resultan altamente competitivas

En un momento de su vida, algunas mujeres deciden pausar o “truncar” su desempeño laboral y/o carrera profesional y cambiar sus prioridades para vivir en pareja, tener hijos y formar una familia.

Sin embargo, ¿qué pasa cuando los hijos crecen y se dan cuenta de que el tiempo empieza a sobrarles? ¿O cuando las necesidades y la situación económica personal o familiar cambian repentinamente? ¿O simplemente cuando sienten la necesidad de sentirse productivas y tener otra vez retos profesionales?… Es aquí cuando se replantean regresar al campo laboral.

Cuando esto sucede, no siempre resulta fácil tener una reintegración profesional rápidamente. Esta tarea pareciera más difícil que nunca, ya que algunas empresas sienten desconfianza de considerarlas candidatas para cubrir alguna posición por la incertidumbre de que puedan tener una  fácil y rápida readaptación a los horarios, presiones y reglas de una empresa o porque creen que han perdido las habilidades por haber dejado pasar tanto tiempo sin ejercerlas, aunado a que evalúan contratar personas más jóvenes, actualizadas en el campo y con ideas más frescas.

“Sin duda, cualquier mujer de cuarenta años o más que decida retomar el desempeño de su trayectoria profesional tendrá una curva de readaptación importante; no obstante, tras haberla pasado, las ventajas para la empresa serán muy significativas porque tendrá una colaboradora altamente comprometida, ya que estará consciente de que sus posibilidades de reubicarse profesionalmente no son tan altas y, además, será empleada con un grado alto de estabilidad y de madurez emocional a diferencia de candidatas jóvenes que por su edad y situación generalmente tienen diferentes prioridades adicionales a su trabajo”, expresó Arleth Leal Metlich, socia directora de Red Ring.

En ese sentido, compartió algunas prioridades para volverse empleaba a los 40:

1) Reactivar el CV. Hay que buscar cuáles son los formatos más modernos para hacer un curriculum vitae que piden los empleadores actualmente y subirlo a las principales redes sociales, así como analizar las principales modalidades actuales de búsqueda de empleo.

2) Actualizarse. Será muy importante adentrarse y actualizarse en los nuevos programas o sistemas computacionales, ya que el uso de la tecnología es cada vez más sofisticada en el trabajo.

3) Tomar algún curso previo, sobre todo orientado a la carrera profesional o al último empleo ejercido para familiarizarse nuevamente con los principales términos. También se puede considerar tomar un curso en otra materia si es que se desea cambiar de área, puesto o labor.

Considerando lo anterior, será más rápida esta transición profesional.