En el Día Internacional de las Trabajadoras del Hogar STPS promueve el trabajo doméstico remunerado

650

Dignificar el trabajo doméstico remunerado para incrementar la calidad de vida de más de 2 millones de hombres y mujeres que realizan estas actividades es uno de los principales ejes de la política laboral que impulsa el Gobierno de México a través de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), que encabeza Luisa María Alcalde Luján.

En el marco de la celebración del Día Internacional de las Trabajadoras del Hogar y según un reporte del Sistema de Información Estadística Laboral de la STPS, de las 54 millones 194 mil 608 personas ocupadas, dos millones 236 mil 239 de ellas realizan actividades enfocadas al apoyo en los hogares, lo que representa 4.1% de la población ocupada.

Se trata, en su mayoría, de mujeres (95%) que adquieren en 32.9% de los casos el rol de jefas de familia, con 3 a 5 hijos (41.5%), una tercera parte (35.3%) tiene de uno a dos hijos, sólo 16.9% no tiene hijos y 6.1% dice tener seis y más hijos.

En la definición de perfiles de quienes se desempeñan en los trabajos del hogar por género, el estudio refiere que la mayoría de las mujeres se ocupan en labores como empleadas domésticas (86.3%), seguidas de 9.3% dedicadas al cuidado de niños, personas con discapacidad y/o personas de la tercera edad; 3.4% son choferes y 0.9% cocineras.

Los hombres se emplean como choferes en mayor proporción: 57.9%; les siguen 37.3% como empleados del hogar; 4.3% se dedica al cuidado de niños y/o ancianos; y, 0.5% son cocineros.

Las condiciones laborales refieren que 80.3% gana 2 salarios mínimos o menos; 97.3% no cuenta con contrato laboral formalizado por escrito.

Las jornadas llegan a ser de 35 horas o más a la semana en el caso de 45.8% de los casos; y sólo 1.9% de mujeres tiene ingresos superiores a 3 salarios mínimos en comparación con 15.1% de hombres que dicen tener esa proporción salarial.

Al hacer la revisión a las condiciones de acceso a los servicios de salud y otras prestaciones, el documento indica que 2.1% está registrado ante el IMSS y cuenta con prestaciones frente a 72.4% que no tiene ningún tipo de beneficio; 22.8% no tiene seguridad social pero sí cuenta con alguna otra prestación; y, 0.4% sólo tiene seguridad social.

El promedio de escolaridad de las personas ocupadas en este sector es 7 años y 6.8% no tiene ningún tipo de instrucción.

Los estados con mayor índice de ocupación son: Estado de México con 14.6%, Ciudad de México 9.1%, Jalisco y Veracruz con 7.3%, y Puebla con 5.9% que alcanzan esa proporción de trabajo doméstico remunerado.

Entidades con menor número de ocupación en el sector son: Baja California Sur, Aguascalientes, Colima, Aguascalientes, Campeche Zacatecas y Nayarit con un promedio de entre 0.7 y 0.8%.

Desde enero pasado la secretaria del Trabajo y Previsión Social, Luisa María Alcalde Luján respaldó, en sesión ordinaria del Consejo Técnico del IMSS presidido por su director General, Germán Martínez Cázares, el impulso al programa para la incorporación de personas trabajadoras del hogar, y el cual fue aprobado de manera unánime por todos los integrantes.

Con esta decisión de garantizar el acceso a servicios de seguridad social a los trabajadores del hogar se acata la sentencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) que determina que “no existe alguna razón constitucionalmente válida por la cual la Ley Federal del Trabajo y la Ley del IMSS excluyan el trabajo doméstico del régimen obligatorio de seguridad social”, lo cual, considera el máximo tribunal, “provoca una discriminación injusta contra dichas trabajadoras”.

A partir de esa decisión, la STPS mediante la Unidad de Trabajo Digno vigilará que se dé cumplimiento a la normatividad y se asegure la incorporación a la seguridad social de las personas ocupadas en eltrabajo doméstico remunerado con el fin de proteger sus derechos humanos laborales para lograr un impacto en el bienestar de ellos, sus familias y su comunidad.