DIVERSIDAD LABORAL Y COMPROMISO SOCIAL PARA MEJORAR LOS LUGARES DE EMPLEO

220

Daniel Gutiérrez Larrota

Director de consultoría/Grupo Hiuman

TW: @DanGutierrézL

En los años 90, la palabra “diversidad” estaba ligada a la tolerancia para las minorías en términos de raza género, etnia, religión y orientación sexual, hoy se trata de un concepto que ha evolucionado, pues actualmente se considera a la diversidad como una ventaja competitiva, que incluye culturas, estilos, destrezas, educación y  formas de ver el mundo.

La diversidad e inclusión en una organización se trata de crear una cultura organizacional lo suficientemente fuerte para comprender las diferencias de cualquier tipo, con programas que aseguren el bienestar de los empleados, donde exista un ambiente en el que la comunicación sea abierta y efectiva. Una empresa inclusiva y abierta a la diversidad  se refiere a las organizaciones que reclutan, aceptan y/o promueven a colaboradores con algún tipo de discapacidad, de cualquier género, edad, orientación sexual, religión, nacionalidad, color de piel, nivel socioeconómico, en pocas palabras, es una empresa que no practica ni tolera ningún tipo de discriminación, fomenta la igualdad entre sus empleados y los respeta sea cual sea su condición. Sobre la diversidad, se destaca que:

  • La discriminación basada en factores tales como el género, la raza o la discapacidad impide a las empresas disponer de las personas que necesitan para poder ser competitivas y adaptarse a las demandas del mercado, los principales motivos de discriminación en México son la apariencia física, el género, orientación sexual, edad, discapacidad y la condición socioeconómica.
  • Se ha ampliado la atención en la lucha contra la discriminación, fomentada y apoyada por iniciativas internacionales tales como la Convención de las Naciones Unidas sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer y el Convenio de la OIT sobre la discriminación. Los esfuerzos que se desarrollan actualmente en este ámbito se centran cada vez más en un concepto fundamentalmente distinto y más elaborado.
  • Las empresas están ampliando su enfoque tradicional y han pasado a asumir el concepto más global de la diversidad.
  • Las empresas de todo el mundo tratan cada vez más de valorar la diversidad, no sólo de manera retórica, sino también en sus actividades como empleadores, clientes y dirigentes comunitarios.

Para concluir se ha visto cómo la diversidad en el mundo está siendo tomada en cuenta y cómo se están buscando programas efectivos para procurar la inclusión e integración de todos en el lugar de trabajo. Todos somos eficientes y eficaces a pesar de nuestras diferencias, y justo eso es lo que hace enriquecedor cualquier lugar de trabajo.