¿Cómo Usar una Tarjeta de Crédito CORRECTAMENTE?

345

Si bien utilizar una tarjeta de débito es una forma segura de evitar las deudas de las tarjetas de crédito, esto abre la puerta a muchos dolores de cabeza si alguna vez te roban la tarjeta o te la llegan a clonar.

Una de las ventajas que tiene el usar tu tarjeta de crédito como forma de pago en lugar de la de débito es la construcción de tu historial de crédito, la protección de tu cuenta corriente ya que prácticamente todos los plásticos de crédito tienen protección contra clonación y robo y lo único que tienes que hacer es gastar dentro de tus posibilidades y pagar el saldo de la tarjeta todos los meses y así evitarás tener que pagar intereses y deuda.

La deuda de la tarjeta de crédito es algo que debes evitar, con raras excepciones, pero eso no significa que debas evitar usarlas. De hecho, usarlas tiene varios beneficios, incluida la posibilidad de mejorar tu perfil crediticio y la oportunidad de obtener valiosas recompensas dependiendo el banco o la marca de la tarjeta que tienes.

Lo importante es usar tu tarjeta de crédito como si fuera una tarjeta de débito. Esto significa no gastar más dinero del que tienes y no llevar un saldo mes a mes simplemente pagando el monto mínimo o solo una parte de tu saldo, lo que genera cargos al mes siguiente. En cambio, debes pagar el saldo total cada mes, lo que no solo te ayuda a evitar cargos, sino que también significa que no terminarás gastando de más y acumulando deudas.

Algunas de las razones importantes son: proteger tu cuenta bancaria:

Las tarjetas de crédito ofrecen una protección más robusta contra el fraude y ofrecen un grado de separación de tu cuenta bancaria, lo que sirve como una medida de seguridad adicional.

Las tarjetas de débito están conectadas directamente a tu cuenta. Cada vez que realizas una compra, ya sea que la compra se procese como crédito o débito, los fondos se extraen inmediatamente de tu cuenta y se transfieren al comerciante. Es como un cheque electrónico.

Con una tarjeta de crédito, sin embargo, el dinero en tu cuenta bancaria no se contabiliza hasta que pagues tu estado de cuenta. Si alguien roba tu número y realiza cargos fraudulentos, puedes marcarlos como fraude y de esa forma no tendrás que pagarlos.

una gran ventaja es obtener recompensas; Muchas tarjetas de crédito ofrecen recompensas de viaje o reembolso en efectivo por cada peso que gastas. Algunas tarjetas ofrecen más recompensas por ciertas compras, como salir a cenar, comprar comida, bencina o gastar en viajes, lo que te permite acumular más recompensas con tus gastos habituales.

Otro ejemplo importante es mejorar tu perfil crediticio:

Casi todas las personas tienen un perfil de crédito que es guardado por las instituciones financieras del país. Este perfil contiene información sobre cada préstamo solicitado, retenido o pagado y se toma en cuenta a la hora de otorgar nuevos créditos y préstamos. Tu perfil crediticio se ve afectado positivamente por transacciones que muestran un uso responsable del crédito, como un historial de pagos puntual que esto lleva a tener créditos muchos más baratos al momento de comprar una casa o un auto.

Y por último que yo siempre uso y es obtener mejores protecciones de tus compras y al viajar; Muchas tarjetas de crédito ofrecen ciertas protecciones para compras y viajes. Algunos de estos beneficios pueden ser una cobertura robusta, como un seguro de retraso de viaje, seguros de gastos médicos en el extranjero, seguros de autos en la renta de ellos, garantía de precios, si encuentras algo que compraste más barato la tarjeta te devuelve la diferencia… En fin Soy Diego López y nos escuchamos el próximo martes aquí en Zona Económica con más tips de como ahorrar y gastar al mismo tiempo…